Inicio

Embarazo inseperado

Resumen de noticias

Mujer Nueva

Revista virtual

El descubrimiento de un abortista


Hablar de la vida -más que del abstracto concepto de aborto- no sólo es una cuestión moral, sino, enfrentarse con el hecho de dejar vivir o, por el contrario, segar la vida de un ser potente ahora y luego, que no tiene ni voz ni armas, para defenderse frente a un bisturí o a una aguja asesina, por muy aséptica que se introduzca en el vientre de la madre.

 

Uno de los fundadores y directivos de la National Abortion Rigths Action League (NARAL), grupo que promovio la defensa y legalización del aborto en EEUU ha hecho unas declaraciones a la prensa norteamericana en las que reconoce su error. Bernard Nathason , profesor de la Facultad de Medicina de la Cornell University de Nueva York seguía diciendo: "La ciencia médica me dice ahora que el feto es una persona humana. Dramáticamente tengo que reconocer ahora que el feto no es un trozo de carne: es un paciente". Este médico norteamericano, que ha trabajado en uno de los mejores hospitales de Manhattan y había practicado más de 75.000 abortos con su propio equipo seguía: "Nos hemos equivocado y es necesario rectificar. Y decírselo al público: el aborto supone una negación del derecho a la vida humana".

Al contestar sobre la legalización en todos los países el doctor Nathason contestó: "Los jueces deberían ver y escuchar lo que nosotros vemos y oimos en nuestros laboratorios".

 

2004® Prohibida su reproducción parcial o total sin previa autorización.
Lee las políticas de privacidad.